Picasso y la Plaza de la Merced

En 1957 un grupo de jóvenes pintores malagueños, bajo el nombre de Peña Montmartre, emprendió un viaje hasta Cannes (Francia) en una furgoneta DKW. Con la baca repleta de lienzos, el maletero lleno de productos típicos de Málaga: “chanquetes”, pasas, almendras, ceretes de higos y hasta un saquito con arena de sus playas y el corazón plagado de ilusiones, sueños y el deseo imperioso de conocer a Pablo Ruiz Picasso.

Después de un largo viaje, que se hizo menos duro, por las bromas y anhelos compartidos, al llegar a Cannes se dirigieron a Ville Californie, donde el encuentro con el maestro fue interesantísimo y ameno. Incluso les preguntó si todavía había palomas en la Plaza de la Merced y si aún sonaban los tanguillos del Piyayo. Picasso, un gran tipo, cercano y jovial,  les dijo: ‘Bueno, a ver que pintáis’ y los jóvenes pintores no se hicieron rogar mucho y colocaron sus trabajos en las escaleras de la entrada. Unos minutos después apareció Picasso, con unas cuantas obras suyas, que depositó al lado de los otros cuadros, diciendo: “Para que sea una exposición de pintores malagueños”.

WelcomeAGP te propone hacer una ruta por las calles y rincones en los que Picasso pasó su infancia.

  • Plaza de la Merced, donde nació. Allí se encuentra en la actualidad la “Casa Natal de Picasso” a escasos metros del “Museo Picasso”, situado en la misma plaza.

    Plaza de la Merced
    Plaza de la Merced
  • Calle Victoria, donde se refugió con su familia durante el gran terremoto del 25 de diciembre de 1884. Se refugiaron en la casa del pintor Antonio Muñoz Degrain que al parecer era mas segura.
  • Calle San Agustín, donde su padre iba diariamente a trabajar. José Ruiz Blasco era Ayudante de Dibujo en la Escuela de Bellas Artes de Málaga y conservador del Museo Municipal.

    Calle San Agustín
    Calle San Agustín
  • Calle Comedias, donde se encontraba el colegio al que iba cuando tenía unos seis años. Sus  padres decidieron enviarle – tras pasar, posiblemente, por una “miga” (parvulario) de calle San Agustín – a un colegio, el de San Rafael. Este colegio, que se hallaba en el número 20 de calle Comedias, era dirigido por don Emilio Gutiérrez, y sabemos, por el propio Picasso, cómo cada mañana la niñera, Carmen Mendoza, modelo de uno de sus dibujos de juventud, le arrastraba hasta allí.

El paso del pintor malagueño por esta escuela privada está llena de recuerdos. Ya anciano, relataba a sus biógrafos y amigos cómo pasaba las horas dibujando y mirando a través de la ventana, cómo se escapaba para visitar, en el mismo local, a la esposa del director, y los objetos personales del padre que llevaba consigo a las aulas (un pincel, un bastón, una paloma… ) como garantía de que, a la una de la tarde, pasarían a recogerle. Esta escuela de San Pedro y San Rafael ya en el siglo XX, se trasladaría a la Plaza de San Francisco, donde se había ubicado también el citado Liceo Artístico y Literario malagueño. Actualmente este edificio no es visitable.

Chanquetes
Chanquetes

En WelcomeAGP queremos que vivas la Málaga que vivió Picasso

Queremos que disfrutes de los productos que los jóvenes pintores malagueños llevaron a Picasso: almendras, higos, pasas … Lo que no podemos ofrecerte son lo “chanquetes” ya que está prohibida su pesca. El chanquete, como tal, no era conocido en nuestras costas hasta 1810.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *